10 Consejos de Finanzas Personales para Vendedores.

Si tú eres vendedor o vendedora, seguro estos 10 consejos de finanzas personales para vendedores te serían muy útiles, ya que todas aquellas personas que laboran como vendedores tienen una tarea difícil al momento de administrar su dinero, esto se debe a que, en la mayoría de las ocasiones, cobran por comisión y no perciben un salario fijo.

En definitiva, administrar las finanzas personales para vendedores es todo un reto y es que, por sencillo que pudiera parecer, hay muchas variables para tomar en cuenta, una cosa es que te alcance tu sueldo para cubrir todas tus necesidades básicas y otra muy distinta es que te alcance para vacacionar, cuidar de tu salud, darte un gusto de vez en cuando y sobre todo, poder ahorrar.Este tema de las finanzas personales cobra aún más importancia cuando se es vendedor y es que no es lo mismo cuando se tiene un salario fijo que, aun cuando te quedes sin dinero sabes que a la siguiente semana o en un par de ellas, te llegará nuevamente un pago seguro, a cuando recibes un pago y quién sabe hasta cuándo recibas otro.

Por lo anterior, seguro estos 10 consejos para cuidar tus finanzas personales para vendedores te caerán de maravilla.

1. No gastes todo de inmediato.

El hecho de que recibas una cantidad fuerte de dinero, no significa que tengas que gastarlo todo en ese instante, menos en cosas que no necesitas, claro que está bien que te des un gusto de vez en cuando, sin embargo, éste es el último gasto que debes de hacer, sería en realidad muy mala idea que vayas al centro comercial el día que cobraste tu comisión, créelo, es algo de lo que en realidad podrías arrepentirte después de unas semanas si es que no cuidas tus finanzas personales.

2. Paga primero tus fijos.

Cuando se dice “fijos”, se refiere a aquellos gastos que son recurrentes y que, generalmente, son por la misma cantidad de dinero, dentro de tus finanzas personales algunos ejemplos podrían ser, la renta, la hipoteca, el teléfono, entre otros.

En realidad, éstos deben ser los primeros pagos que realices, después de haberlo hecho, lo que debes hacer es enfocarte en tus gastos variables, como la luz, el gas, el agua, paga primero todo aquello que en verdad necesites, antes que cualquier otra cosa, eso es lo más importante, ya que, si llegaras a quedarte sin dinero, lo cual en teoría no debe suceder, tendrás cubiertos servicios, alimentos y todo lo básico.

3. Paga por adelantado.

Procura pagar tantas cosas como puedas por adelantado, si el dinero que recibiste es suficiente para pagar por adelantado dos o tres mensualidades de la casa, hazlo, si puedes pagar un año de servicios que son muy comunes, aunque no sean extremadamente necesarios como Netflix o Spotify, que no son realmente costosos, hazlo.

En este caso para cuidar tus finanzas personales el chiste es que procures reducir tus gastos futuros, esto no quiere decir que te gastes tu dinero de una sola vez después de haberlo recibido. Esto puede parecer sumamente costoso, pero, haz cuentas, en realidad no lo es, ya que pagar un año completo por un servicio, puede ser mucho más fácil de lo que piensas, incluso, en muchos lugares te otorgan excelentes descuentos por hacerlo y piénsalo, te librarás de ese gasto por el resto del año, lo cual te permitirá ahorrar dinero, o bien, tener una preocupación menos.

4. Di “no” a los créditos.

No es ningún secreto que lo peor que puedes hacerle a tus finanzas personales es solicitar un crédito, piénsalo de esta manera por pedir 10 monedas prestadas, tendrás que pagar 12, suponiendo que tengas 1 año para poder pagar dicho préstamo, tendrías que pagar una moneda durante 12 meses, pero, si por otro lado, ahorras 1 moneda durante 10 meses, tardarás menos tiempo en pagar lo que quieres y además, pagarás menos, ¿no suena fantástico? Aun con esta simple lógica, se recurre a una gran cantidad de préstamos que solo merman tu dinero.

5. Sé listo con los créditos que sí pidas.

Claro que hay muchas cosas para las cuales es más sencillo solicitar algún préstamo, como las hipotecas, o, tal vez un auto, pero debes ser muy cuidadoso, lo primero que debes considerar, es no dejar el mayor porcentaje de la deuda al crédito, debes ser capaz de dar un enganche que te ayude a cubrir, por lo menos el 50% de la deuda, de esta manera el que puedas pagarla será mucho más sencillo y te asegurarás de que estás adquiriendo un préstamo que puedes pagar y así cuidarás finanzas personales.

6. No gastes más de lo que puedes pagar.

Esto en realidad son matemáticas simples, tus ingresos menos tus gastos no deben ser un número inferior a cero, por duro que parezca, debes aprender a ajustar tus gastos a aquello que puedas pagar, esto en un principio puede ser difícil, sin embargo, te dará calidad de vida y aún más importante, la oportunidad de ahorrar para poder llevar unas finanzas personales mucho más saludables.

7. Ahorrar es lo más importante.

Tener un ahorro es algo de lo cual no puedes prescindir, se dice que debes de ahorrar al menos el 10% de tu salario cada mes, sin embargo, ese es el 10% que no debes de tocar bajo ninguna circunstancia, adicional a éste, sería muy útil tener otro tipo de ahorros para cuidar tus finanzas personales.

8. Guarda dinero para las emergencias.

Un punto elemental en las finanzas personales es el ahorrar dinero exclusivamente para las emergencias, piénsalo así, no es como que se susciten emergencias importantes cada semana y ojalá nunca se presenten, pero en caso de que lo hagan, tú tendrás un pequeño cochinito al cual recurrir.

9. Asegúrate.

Una de las cosas más importantes en las finanzas personales es estar asegurado, al final, éste es una especie de ahorro, que, si bien lo ideal es que nunca debas utilizarlo, si lo requieres, al menos el tema del dinero será un problema del cual no preocuparse.

10. Disfruta tu dinero inteligente.

No todo es ahorro y pagos, también se vale que tomes unas buenas vacaciones, que te compres algo lindo o que vayas a un buen restaurante, eso debe de estar contemplado en tu presupuesto personal, tú decidirás si lo gastas todo en una sola exhibición o si lo vas distribuyendo durante el mes, esto podrá mejorar tus finanzas.