¿Cuáles son las tarifas DAC para México?

Para empezar, es importante que sepas qué son las tarifas DAC para México, por sus siglas es la tarifa Doméstica de Alto Consumo, misma que la Comisión Federal de Electricidad (CFE) otorga a aquellas personas cuyos consumos superan los 3000 kwh anuales, o bien, si el promedio bimestral de los últimos 12 meses excede los 500 kwh.

¿Qué implica pagar las tarifas DAC para México?

Es de suma importancia que sepas si estás dentro del grupo con tarifas DAC para México, ya que de ser así, puedes perder, si no es que ya lo has perdido, el subsidio que otorga el gobierno federal.

Tal vez quieras entenderlo mejor; en México, el gobierno cubre cierta parte del consumo de energía eléctrica de los usuarios, como una especia de ayuda al consumidor, sin embargo, cuando éste se eleva demasiado, el gobierno deja de brindar dicho apoyo y establece las tarifas DAC para México, que es la más cara por kwh.

Esto básicamente quiere decir que, si tu consumo de energía es muy elevado, no sólo perderás el subsidio, por lo que de por sí ya estarás pagando más, sino que además se te aplicará la tarifa más alta en el mercado.

Ahora bien, tal vez puedas pensar, “¿qué tan más caro puede ser pagar una tarifas DAC para México?” pues, la respuesta es “bastante”, se calcula que una tarifas DAC para México es aproximadamente 5 veces más costosa que la tarifa básica.

¿Cómo dejar de pagar las tarifas DAC para México?

Dejar de pagar las tarifas DAC para México y regresar a una tarifa normal puede ser bastante complicado o mejor dicho, tardado, ya que te tomará alrededor de un año volver a la normalidad.

Recuerda que las tarifas de pago a la CFE se calculan con base al consumo de los últimos 6 bimestres (un año), por lo que, si tu consumo es significativamente más elevado que los 3mil kwh anuales deberás tomar ciertas medidas de ahorro de energía para poder salir lo más pronto posible de la lista DAC, toma en cuenta que entre más reduzcas el consumo de tu recibo de la luz, más rápido podrás recuperar una tarifa regular.

Una vez definido que debes disminuir tu consumo de energía eléctrica, sería bueno saber cómo hacer esto y es que si hoy en día éste es muy alto es porque probablemente así lo requieres. Lo ideal es que puedas tener un recibo más económico sin tener que pagar las tarifas DAC para México sin tener que sacrificar demasiado tu modo de vida.

Algunas recomendaciones para ahorrar energía en el hogar y dejar de pagar las tarifas DAC para México son:

· Usa focos y lámparas LED: Hoy en día éstos pueden llegar a ser bastante económicos, especialmente considerando los ahorros que pueden darte en tu consumo eléctrico.

· No uses luces innecesarias si no quieres pagar las tarifas DAC para México: Siempre pasa, estás en casa haciendo cualquier cosa y te mueves de un cuarto a otro, al final del día, todas las luces están prendidas, cuando en realidad sólo estás en un sitio a la vez. Procura generar el hábito de apagar las luces cada vez que salgas de una habitación.

· Busca aparatos de bajo consumo: Aunque no lo creas, hay algunos aparatos, como las cafeteras, que consumen una cantidad de energía ridículamente alta, por ello, sería bueno que revises los consumos de todos tus bienes eléctricos y busques irlos modernizando poco a poco, es una de las mejores inversiones que puedes hacer, incluso el invertir en aires acondicionados de bajo consumo eléctrico te permitirán ahorrar en verano.

· Energía renovable: Hablando de inversiones, tal vez sería bueno considerar usar paneles solares en casa para reducir tu consumo eléctrico y no pagar las tarifas DAC para México, no te espantes, todo el mundo va a decirte que eso es carísimo y que no vale la pena, pero, haz las cuentas, la recuperación es bastante rápida, además de que hoy en día puede ser un poco más accesible adquirir paneles solares en tu calentador de agua, por ejemplo.

Una recomendación para reducir tu consumo eléctrico y no pagar las tarifas DAC para México es que no pretendas cubrir todas tus necesidades de esta forma, porque entonces sí, saldrá bastante caro, empieza por una cosa y de ahí, ve renovando poco a poco, tú mismo irás viendo la diferencia en tus recibos de la Comisión Federal de Electricidad.

Esto último puede ser un gran beneficio, ya que no sólo estarás ahorrando en energía convencional, sino que, también, estarás generando energía natural, lo cual, tiende a ser compensado por la CFE, lo cual te evitará pagar las tarifas DAC para México.

Otra recomendación importante es que hagas el monitoreo de tus consumos en cada recibo, si no quieres llegar a estar en la lista de las tarifas DAC para México, probablemente quieras empezar a hacer esto y es que es de suma importancia que vayas viendo la tendencia de lo que consumes y si existiera alguna anomalía, la pudieras reportar de inmediato, o bien contratar a un eléctrico para que te apoye a revisar.

Por otro lado, tranquilo, si te excedes de tu consumo un mes por alguna u otra razón, no pasa nada, recuerda que las tarifas DAC para México toman en cuenta el promedio de los últimos seis bimestres para calcular tu pago, así que si un mes tienes mucho calor y decides usar el aire acondicionado, no pienses que perderás el subsidio por ello.

¿Cuáles son las diferentes tarifas DAC para México?

LA CFE, cuenta con un montón de tarifas, parte de una básica que comienza en un promedio de 150 kwh por bimestre, pero a partir de ahí, el precio va cambiando acorde a tu consumo.

La primera tarifa DAC para México es para cuando excedes los 250 kwh por mes, es decir, que al bimestre te llegue un recibo con un consumo mayor a los 500, ésta sería la tarifa DAC más económica, o mejor dicho, menos costosa.

La siguiente tarifa DAC para México es para aquellos que exceden un consumo de 300 kwh al mes, vuelve a cambiar al exceder los 400 y de ahí, se salta hasta los 800 kwh mensuales, luego los 1000, 2000 y 2500.

Ojo si tu consumo supera los 2500 kwh mensuales es recomendable que revises si no tienes una fuga de luz, ya que en realidad es algo complicado llegar a este número sólo porque sí, a menos claro, que tu casa sea una mansión donde las luces y aparatos electrónicos estén prendidos las 24 horas del día los 7 días de la semana.